Mi paraíso. Escapada en el Alt Empordà

Mi paraíso. Escapada en el Alt Empordà

Mar, montaña, tranquilidad. Aprendí a caminar en éste precioso lugar y de allí nunca me quisiera ir..♥

Un lugar único donde puedes hacer senderismo, deportes acuáticos, relajarte..Recomiendo dejar los relojes en casa y disfrutar de unos días auténticos de relax dónde sean sólo los colores del cielo quiénes dirijan el tiempo.

Vistas de El Port de la Selva – camino de ronda

Oficina de Turismo de El Port de la Selva

Alojamiento: Hostal la Tina.★★★★ por ser un hostal familiar, acogedor y estar bien situado. 

Restaurantes:

  • Bar- Restaurant Marcelino. Para tomar unas tapas de pescado frito.. mmmh
  • Port Náutic, bonito sitio con vistas al pueblo.
  • Bellavista. Ofrecen menús diarios. Típico sitio para degustar una paella después de un buen chapuzón
  • Ca l’Herminda. Preparar los bolsillos aunque la recompensa la tenéis asegurada.

Día 1. El Port de la Selva y Selva de Mar

Te despiertas y vas a tomar un desayuno frente al mar mientras lees el periódico o tu revista favorita, ¿qué más se le puede pedir a una escapada o a unas mini vacaciones?? nada más!!. Recomiendo la terracita del bar GUS con vistas al puerto o bien desayunar en el bar Café España que te lo encuentras en mitad del pueblo, un típico frente al mar.

Después de este momento de relax toca visitar el pueblo a pie. Como es pequeño te da tiempo a verlo en media mañana, de punta a punta, desde el camping Arola hasta el Pas (la primera playa de piedras que encontrarás justo al final del pueblo). Piérdete un poco por las calles cuesta arriba y visita también la iglesia por dentro.

Si hace buen tiempo, es hora de permitirte un bañito, puedes elegir playa de arena en el pueblo, playa de piedras (el Pas = al final del pueblo, pasado el puerto; la Tamariua, si continúas cuesta arriba te encontrarás este rinconcito menos transitado más virgen con parte nudista).

Port de la Selva- Platja de les Clisques- junto a la playa El Pas

La mejor agua del mundo! Eso sí, os aviso que está fría, muy fría!

Hora de comer algo, no? Pues te sugiero comer alguna paellita o pescadito. En el mismo pueblo encontrarás infinidad de restaurantes, chiringuitos o fondas, os recomiendo Ca l’Herminda (buenísimo!! pero preparen los bolsillos!)

Por la tarde, cuando el sol ya no aprieta tanto y después de haber hecho una buena siestecita o un buen baño recomendamos ir caminando al pueblo que queda justo al lado, Selva de Mar. Hay un camino peatonal junto a la carretera que te llevará a este pueblo con muchísimo encanto, una villa donde te parecerá estar en otro lugar, rodeado de montañas y vegetación. Visita el pueblo y llega hasta la fuente viendo pasar la pequeña ría (si ha llovido, claro) y date un paseo romántico hasta que desees hacer una parada. Os recomiendo cenar en el restaurante “la Perleta” (reservad en la terracita o más bien en el “balconcito”, ya descubriréis porqué). Después de cenar volvéis caminando hasta el Port de la Selva contemplando unas buenas vistas nocturnas bajo las estrellas. Del Port de la Selva a Selva de Mar, a un paso tranquilo, se tarda aproximadamente 1h y 15’(6km). Que más se le puede pedir al verano?

Si tenéis fuerzas y os apetece tomar algún digestivo, mojito,.. podéis degustarlos en el chiringuito frente al mar que encontrareis si cogéis la pasarela que empieza justo delante del ayuntamiento en dirección al puerto.

Restaurantes Selva de Mar:

  • La Perleta. Calle Baix, 16. Tasca Gallega con un encanto especial.
  • El Celler de la Selva. Plaça del Camp de l’Obra. Platos para todos los gustos.

Día 2. Camí de Ronda Port de la Selva – Llançà

Hoy puedes preparar la mochila con las cosas de la playa y si quieres algo preparado para comer. Empezaremos desde el camping de l’Arola (al principio del pueblo del Port de la Selva) y seguiremos el camino de ronda dirección Llançà. Si no sois de caminar mucho recomendamos que por lo menos lleguéis hasta el Far de S’Arnella (1hora aproximadamente) y, si os veis con fuerzas, que continuéis hasta Llançà y contempléis las magníficas viviendas que se encuentran por el camino con unas vistas de escándalo que soñarás tener algún día… A lo largo de este camino os encontrareis numerosas playitas o calitas dónde podéis parar de vez en cuando para daros un chapuzón o incluso parar para comer. Una de mis calitas preferidas se encuentra en la primera parte del camino, darse un baño con unas vistas privilegiadas de El Port de la Selva no tiene precio!!

Paisaje Alt Empordà – camí de ronda

Si no habéis preparado tupper podéis comer en el Restaurant l’Encesa que se encuentra a pie del camino de ronda(ojo!! consultad horarios, ya que solo abren en temporada alta) o bien podéis comer en algún otro restaurante de Llançá si habéis conseguido llegar o en el Port de la Selva a vuestra vuelta.

Al atardecer recomiendo que vayáis a la playa de el Pas (la primera playa de piedras que se encuentra al final del pueblo) y toméis el camino que le sigue hasta el final de todo,.. veréis unas vistas del atardecer preciosas, de esas que quedaran en vuestro recuerdo para siempre.

A la vuelta podéis tomar algo en el Club Náutic y gozar de otras vistas del pueblo, me encanta ver caer la noche en el Port de la selva.

anochecer Camí de Ronda

Día 3. Cap de Creus- Port Lligat – Cadaqués

Cogemos la carretera que nos lleva dirección al Cap de Creus camino de carretera con vistas donde en más de una ocasión querréis parar para tomar alguna foto. (1 hora de camino aprox en coche, aviso que hay mucha curva pero vale muchísimo la pena!)

 Mapa descargable de la zona del Cap de Creus i sitios de interés

 

Cuando lleguéis a la altura de Cadaqués tomad la salida a la izquierda que os llevará hasta el Cap de Creus- Far. Aquí podéis contemplar unas preciosas vistas de las calas, y el paisaje típico de l’Alt Empordá. Con un poco de paciencia os encontraréis con plaza de parking al aire libre gratuito donde podréis dejar el coche para poder disfrutar a pie de esas vistas. Os recomiendo dar una vuelta y disfrutar del viento de tramontana. Si queréis picar algo con unas buenas vistas os recomiendo el bar restaurante que se encuentra en el mismo Cap de Creus.

Ahora nos dirigimos a Port-Lligat, un pequeño pueblo conocido internacionalmente por ser el lugar donde residía Salvador Dalí. Podéis dejar el coche en un parquing al aire libre (gratuito) que se encuentra al lado de la Ermita de San Baldiri en Av. Salvador Dalí.

Visitamos la Casa Museu-Dalí (11€ entrada general) y así conocemos un poco más a este artista reconocido a nivel mundial. Una visita que realmente vale la pena.

Consultar disponibilidad, descuentos.. y hacer reserva–> https://www.salvador-dali.org/es/museos/casa-salvador-dali-de-portlligat/

Una vez visitado Port-Lligat y la casa Museu Dalí nos dirigimos a pie hasta Cadaqués (15’) para difrutar de sus calles ambientadas con geranios, baretos, tiendas de recuerdos, respirar el aire que alberga éste pequeño pueblo bohemio.. Os recomiendo comer o cenar en el bar- restaurante Celeste, un clasico de cada verano.

Cadaqués

Restaurantes:

  • Can Tito.  Carrer Vigilant, 8. Pintoresco lugar dentro del nécleo de Cadaqués donde se come muy bien.
  • Bar – restaurant Celeste.  Carrer Nou, 1. Ideal para cenar una noche de verano. Precioso lugar donde se ofrecen platos para todos los paladares y a precios razonables. Un clásico de cada verano.

 

Día 4. Sant Pere de Rodes

Hoy nos dirigimos en coche hasta Sant Pere de Rodes. (unos 25’ con carretera de curvas desde el Port de la Selva). Se trata de un precioso monasterio testigo de la arquitectura románica catalana, pero quizás uno de los más sofisticados arquitectónicamente. Mientras lo visitáis podréis disfrutar de unas vistas preciosas del Cap de Creus.

 Monasterio de Sant Pere de Rodes

 Si os gusta la música clásica permitiros  asisitir en alguno de los conciertos que se organizan en verano en el Festival de San Pere de Rodes, sin duda una experiencia mágica donde disfrutar de buena música en directo que tienen lugar en la iglesia del monasterio, en las incomparables alturas del Parque Natural de El Cap de Creus.

Dependiendo de la hora que sea, tenéis la opción de comer en el restaurante que alberga el mismo monasterio (horario de verano de 10 a 20h). A continuación, nos dirigimos a visitar el pueblo costero de Roses y disfrutar allí de un bañito, de su gastronomía y caminar por el paseo marítimo.

 Oficina de Turismo de Roses

 

 Existe la posibilidad de conocer la zona de Roses y el cap de Creus con el Tren Turístico y Cultural Roses & Cap de Creus Expres. + Info: Tren turístico cultural

ohhh..es hora de volver a nuestro hogar, el Port de la Selva y despertar de estas mini vacaciones que espero de todo ♥ que os hayan gustado.

En caso de tener más días  os recomiendo visitar también algunos de los  pueblos de la zona de El Alt Empordà: Empuriabrava (más de 20km de canales), Figueres (Teatro- Museo Dalí), Peralada (Castillo de Paralada) i Sant Martí d’Empúries.

Cualquier duda ya sabéis donde encontrarme!



1 thought on “Mi paraíso. Escapada en el Alt Empordà”

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *